Se trata de uno de los sectores más competitivos y complejos, con requerimientos tecnológicos extremadamente sensibles y sofisticados para su continuidad operativa y ciberseguridad. La transformación digital es un cambio importante de paradigma, así como un desafío permanente para este sector.